Explore Theme Ntwu, Scenery Theme and more!

Explore related topics

TODOS TENEMOS GRIETAS (Cuento tradicional de la india) Un hombre cargador de agua de India tenía dos grandes vasijas que colgaban a los extremos de un palo y que llevaba encima de los hombros. Una de las vasijas tenía varias grietas, mientras que la otra era perfecta y conservaba todo el agua al final del largo camino a pie desde el arroyo hasta la casa de su patrón; en cambio cuando llegaba, la vasija rota solo tenía la mitad del agua.  Durante dos años completos esto fue ...

TODOS TENEMOS GRIETAS (Cuento tradicional de la india) Un hombre cargador de agua de India tenía dos grandes vasijas que colgaban a los extremos de un palo y que llevaba encima de los hombros. Una de las vasijas tenía varias grietas, mientras que la otra era perfecta y conservaba todo el agua al final del largo camino a pie desde el arroyo hasta la casa de su patrón; en cambio cuando llegaba, la vasija rota solo tenía la mitad del agua. Durante dos años completos esto fue ...

Los sueños, alejados de Dios, terminan siendo nuestra peor pesadilla, porque Dios no va a bendecir lo que no es suyo y que sabe que no va a ser para nuestro bien. Por ello nos deja solos, permitiendo que no salvemos obstáculos, que no abramos puertas,… hasta que veamos y volvamos a alinear nuestra voluntad con la Suya. Solo así volveremos a tener bendición en nuestro camino. No es un castigo, es respuesta a nuestra oración: “Líbranos de todo mal” y a veces, ese mal, son algunos sueños.

Los sueños, alejados de Dios, terminan siendo nuestra peor pesadilla, porque Dios no va a bendecir lo que no es suyo y que sabe que no va a ser para nuestro bien. Por ello nos deja solos, permitiendo que no salvemos obstáculos, que no abramos puertas,… hasta que veamos y volvamos a alinear nuestra voluntad con la Suya. Solo así volveremos a tener bendición en nuestro camino. No es un castigo, es respuesta a nuestra oración: “Líbranos de todo mal” y a veces, ese mal, son algunos sueños.

No abandones tu sueño de tener una familia de bendición, sean cuales sean tus circunstancias. Si Dios te pone el deseo, es que quiere dártelo. El camino empieza por pedir perdón por lo que hayas hecho mal, ya que eso te separa de Dios. Pide lo que precises, ponlo todo en sus manos y confía en que Él se hace cargo de todo. No hay dificultad que Dios no pueda resolver. Quiere que tengas una familia unida, sana y feliz, solo espera que recurras a Él y cojas su lado. Que así sea.

No abandones tu sueño de tener una familia de bendición, sean cuales sean tus circunstancias. Si Dios te pone el deseo, es que quiere dártelo. El camino empieza por pedir perdón por lo que hayas hecho mal, ya que eso te separa de Dios. Pide lo que precises, ponlo todo en sus manos y confía en que Él se hace cargo de todo. No hay dificultad que Dios no pueda resolver. Quiere que tengas una familia unida, sana y feliz, solo espera que recurras a Él y cojas su lado. Que así sea.

Dios promete, en Isaías 42:16, guiarte cuando nada ves, cuando no sabes; mostrarte caminos que no conoces, cambiar lo malo por bueno, allanarte el camino y no desampararte. ¡Reta a Dios a cumplirlo! Es tu derecho como hijo de Dios.  Si aún no lo eres, solo has de hacer la oración y abrir la puerta… Él te está esperando. Dile: - Señor, perdóname por mis pecados, ven a mi corazón, cambia mi vida y cumple tu promesa. Amén.

Dios promete, en Isaías 42:16, guiarte cuando nada ves, cuando no sabes; mostrarte caminos que no conoces, cambiar lo malo por bueno, allanarte el camino y no desampararte. ¡Reta a Dios a cumplirlo! Es tu derecho como hijo de Dios. Si aún no lo eres, solo has de hacer la oración y abrir la puerta… Él te está esperando. Dile: - Señor, perdóname por mis pecados, ven a mi corazón, cambia mi vida y cumple tu promesa. Amén.

Cuando nadie nos ve, cuando sabemos que nadie se va a enterar, cuando parece no importar, cuando la acción no tiene premio y va a quedar solo entre Dios y nosotros, entonces, es cuando se ve la medida de nuestro valor como cristianos. Porque el verdadero indicador de nuestro carácter cristiano, no es lo que somos en público, si no lo que somos en casa.

Cuando nadie nos ve, cuando sabemos que nadie se va a enterar, cuando parece no importar, cuando la acción no tiene premio y va a quedar solo entre Dios y nosotros, entonces, es cuando se ve la medida de nuestro valor como cristianos. Porque el verdadero indicador de nuestro carácter cristiano, no es lo que somos en público, si no lo que somos en casa.

Para los hijos de Dios no hay casualidades. Todo sucede por una razón, nada es casual, todo es controlado y tiene un propósito. Sea lo que sea, si estamos en manos de Dios, es lo que ha de ser. Disfrutemos de lo bueno, porque lo merecemos. Saquemos lección de lo malo, porque lo necesitamos y es oportunidad de crecer. Y creamos que todo pasará, que seremos más fuertes, más sabios, mejores siervos y eficaces guerreros. El propósito de nuestra vida se cumplirá y esta será plana.

Para los hijos de Dios no hay casualidades. Todo sucede por una razón, nada es casual, todo es controlado y tiene un propósito. Sea lo que sea, si estamos en manos de Dios, es lo que ha de ser. Disfrutemos de lo bueno, porque lo merecemos. Saquemos lección de lo malo, porque lo necesitamos y es oportunidad de crecer. Y creamos que todo pasará, que seremos más fuertes, más sabios, mejores siervos y eficaces guerreros. El propósito de nuestra vida se cumplirá y esta será plana.

En tiempos de angustia es fácil olvidarlo, pero hemos de recordar que Dios es fiel y Su palabra verdadera. Dios no miente, no rompe promesas, no incumple pactos, no abandona a aquellos que creemos en Él y le llamamos Padre. Afrontemos el día con la seguridad de que siempre está para nosotros y nunca nos fallará.

En tiempos de angustia es fácil olvidarlo, pero hemos de recordar que Dios es fiel y Su palabra verdadera. Dios no miente, no rompe promesas, no incumple pactos, no abandona a aquellos que creemos en Él y le llamamos Padre. Afrontemos el día con la seguridad de que siempre está para nosotros y nunca nos fallará.

Toda batalla y sacrificio tiene bendición. Aguanta, sigue adelante y ten fe. ¡Dios está a tu lado!

Toda batalla y sacrificio tiene bendición. Aguanta, sigue adelante y ten fe. ¡Dios está a tu lado!

Si crees en Dios, no estás solo. Dios está contigo. Confía, pues siempre estará contigo y por ti. Si no crees en Dios, no estás solo… Da igual lo que creas, no te dejará jamás, esperando a que le llames.

Si crees en Dios, no estás solo. Dios está contigo. Confía, pues siempre estará contigo y por ti. Si no crees en Dios, no estás solo… Da igual lo que creas, no te dejará jamás, esperando a que le llames.

Que Dios te bendiga...

Que Dios te bendiga...

Pinterest • The world’s catalogue of ideas
Search